Crema Skin rehab para piel sensibilizada-seca (2% ceramidas + 1% bisabolol) 50ml

39,00 €

Gastos de envío gratis
5.00 de 5
3 Comentarios

Algo básico para conservar la juventud de la piel es recuperarla de inmediato cuando está dañada. Esta no es una crema antiarrugas, reafirmante o iluminadora, para eso en A. Florence formularon sus sérums, ésta es una crema con un cometido especial: fomentar la recuperación rápida de pieles que sufren afecciones cutáneas crónicas y/o traumáticas. Estas afecciones pueden ser desde procedimientos cosméticos (con activos que las pueden irritar como peelings químicos o retinoides fuertes), a dermatitis atópica, acné o rosácea. Todas se asocian a una sintomatología similar: pérdida de agua transepidérmica y una reducción de los lípidos de la barrera, especialmente las ceramidas. Skin Rehab es una crema altamente nutritiva y curativa para barreras cutáneas secas y sensibilizadas, que aborda y soluciona todos esos problemas gracias a una fórmula llena de principios activos de alto rendimiento como las ceramidas 1 y 3, ácidos grasos omega 3 y 6, manteca de murumuru, betaglucanos de la avena, ácido hialurónico, centella asiática, bisabolol y teprenona.

Ampliar información del producto

Disponible

Descripción

Algo básico para conservar la juventud de la piel es recuperarla de inmediato cuando está dañada. Esta no es una crema antiarrugas, reafirmante o iluminadora, para eso en A. Florence formularon sus sérums, ésta es una crema con un cometido especial: fomentar la recuperación rápida de pieles que sufren afecciones cutáneas crónicas y/o traumáticas. Estas afecciones pueden ser desde procedimientos cosméticos (con activos que las pueden irritar como peelings químicos o retinoides fuertes), a dermatitis atópica, acné o rosácea. Todas se asocian a una sintomatología similar: pérdida de agua transepidérmica y una reducción de los lípidos de la barrera, especialmente las ceramidas. Skin Rehab es una crema altamente nutritiva y curativa para barreras cutáneas secas y sensibilizadas, que aborda y soluciona todos esos problemas gracias a una fórmula llena de principios activos de alto rendimiento como las ceramidas 1 y 3, ácidos grasos omega 3 y 6, manteca de murumuru, betaglucanos de la avena, ácido hialurónico, centella asiática, bisabolol y teprenona. Vuelve a tener una piel con capacidad para protegerse del envejecimiento prematuro, es decir, sana y rebosante de fuerza y vitalidad.

Sin aceites esenciales.

Aquí tenéis las propiedades de sus ingredientes al detalle:

  • Propaneidol: 100% natural y biodegradable, certificado por ECOCERT, es muy eficaz para tratar la piel deshidratada sin dejar una sensación pegajosa.
  • Glicerina vegetal: humectante y emoliente.
  • Escualano: es similar al sebo humano, es uno de los mejores emolientes naturales. Penetra más rápido en la piel que otros aceites, es también antioxidante y previene del daño solar.
  • Teprenona: es un activo antiedad que reduce los signos del envejecimiento de la piel al mejorar la deshidratación, el enrojecimiento, y la capacidad para autoprotegerse de la barrera cutánea.
  • Aceite orgánico de arándano rojo: es un humectante excepcional además de contener numerosos nutrientes para la piel: tiene una de las concentraciones más altas de antioxidantes y fitoesteroles.
  • 2% Ceramidas 1 (esfingosina) y 3 (fitoesfingosina): junto a otros lípidos como los ácidos grasos y el colesterol, son el “cemento” que une las células o “ladrillos” que forman la “pared” o barrera de nuestra piel. Al reforzarla, ayudan a retener la humedad dentro reduciendo la pérdida transepidérmica de agua por lo que consiguen un efecto plum de relleno. Además, dan un empujón a la piel dañada y la protegen, reduciendo rojeces e inflamaciones, son muy adecuadas en tratamientos de eczemas.
  • 1% Bisabolol: es un activo presente naturalmente en la manzanilla alemana, no es su aceite esencial. Es extremadamente calmante y suavizante en pieles irritadas.
  • 0,7% Extracto de centella asiática: es una de las plantas con mayor poder en la curación de heridas e irritaciones. La centella asiática que usa A.Florence es muy potente, contiene hasta un 70% de triterpenos.
  • Extracto orgánico de malvavisco: es muy calmante en pieles sensibles, secas, con rosácea, psoriasis y eczema. Trata líneas de expresión y enrojecimiento.
  • Extracto orgánico de ginkgo biloba: es extremadamente rico en quercetina, un flavonoide y antioxidante natural, con propiedades antiinflamatorias. Es eficaz previniendo los daños provocados por radicales libres, por lo que es un activo antiedad. Es muy beneficioso para piel grasa y con poros ocluidos y también para pieles sensibles.
  • Betaglucanos de la avena: a pesar de su alto peso molecular, se ha demostrado que penetran profundamente en los tejidos brindando beneficios tópicos como la reducción de la inflamación y la irritación y la reparación del estrato corneo, que es la capa superior de la piel que ayuda, entre otras funciones, a mantener el contenido de humedad de la piel.
  • Ácido hialurónico de bajo peso molecular: su capacidad para reponer la humedad de la piel es realmente impresionante. Un gramo de ácido hialurónico puede retener hasta 6 litros de agua. Esta característica de fijación de la humedad es particularmente importante cuando se trata del envejecimiento de la piel, la vuelve más suave, lisa y radiante, Tiene una función antiarrugas, llenando los espacios vacíos, mejorando la firmeza cutánea, tensando la piel y disminuyendo las líneas de expresión.
  • Sorbitol: humectante y espesante derivado de frutas.
  • Teanina, aminoácido: posee un efecto antiinflamatorio.
  • Lecitina de girasol orgánico: la lecitina es un emoliente que ayuda a suavizar y calmar la piel. Sus propiedades hidratantes ayudan a mantener la piel hidratada. Está compuesto por ácido fosfórico, colina, ácidos grasos, glicerol, glicolípidos, triglicéridos y fosfolípidos.
  • Colesterol: es un excelente emoliente natural. Su naturaleza hidrofóbica ayuda a la piel irritada, seca y agrietada. Se utiliza para incrementar la retención de agua y restaurar la barrera de la piel dañada por factores externos como los cambios de temperatura.
  • Alantoína: es un maravilloso humectante. Además, funciona muy bien en pieles con acné, dermatitis o secas, ya que es un poderoso antiirritante.
  • MSM (Metilsulfonilmetano): es una fuente biodisponible de azufre orgánico, el tercer nutriente más presente en nuestro cuerpo. El azufre juega un papel crítico en la desintoxicación y desinflamación de nuestro organismo. La investigación existente (que aún no es muy extensa) demuestra que el MSM podría ser muy útil para tratar el eccema, los brotes de acné y la psoriasis.
  • Gluconolactona + benzoato de sodio: es el sistema de conservación de la crema. La gluconolactona es un polihidroxiácido (PHA) derivado natural que actúa como antioxidante, mientras que el benzoato de sodio es un conservante de grado alilmentario aprobado por EcoCert.
  • Vitamina E: (No GMO, no modificada genéticamente): es un potente antioxidante, protege del daño oxidativo.

 

Ingredientes

Aqua/Water (Agua), Coco-Caprylate, Teprenone (Teprenona), Propanediol (Propanediol fermentado del maíz), *Eco Glycerin (Glicerina*), Squalane (Escualano), Olus Oil, Caprylic/Capric Triglycerides, Decyl Oleate, Astrocaryum Murumuru (Murumuru) Butter, Cetearyl Alcohol, Glyceryl Stearate, **Oxycoccus Palustris (Arándano rojo**) Seed CO2 Oil, Ceramide 1 (Ceramida), Ceramide 3 (Ceramida), Bisabolol (Bisabolol), *Althaea (Malvavisco*) Officinalis Root Extract, *Ginkgo Biloba (Ginkgo Biloba*) Extract, Beta Glucan (Avena), Centella Asiatica (Centella asiática) Extract, Sodium Hyaluronate Crosspolymer (Ácido hialurónico de bajo peso molecular), Jojoba Esters, Sorbitol (Sorbitol), L-theanine (Teanina, aminoácido), *Sunflower Lecithin (Lecitina de girasol*), Cholesterol (Colesterol), Allantoin (Alantoína), Dipalmitoyl Hydroxyproline, MSM (MSM Metilsulfonilmetano),  Gluconolactone (Gluconolactona), Polyglyceryl Polyricinoleate, Polyglyceryl-3 Diisostearate, Vitis Vinifera (Uva) Skin Extract, *Helianthus Annuus (Girasol*) Seed Oil, Euphorbia Cerifera (Cera candelilla), Polyacrylate Crosspolymer 6, Tocopherols (Vitamina E), Cetearyl Glucoside, Sodium Benzote (Ecocert), Polyglyceryl-3 Caprate.

* de cultivo ecológico, o de recolección silvestre manual, obtenido mediante métodos de prensión en frío.

** extracto de CO2

*** No modificado genéticamente

83% cultivo orgánico (excluyendo el agua)

¿Para quién? Forma de uso

Formulada para piel:

  • Seca
  • Muy seca
  • Sensible
  • Sensibilizada
  • Que se ha sometido, o se está sometiendo, a tratamientos con retinoides, ácidos, u otros activos que tienden a irritarla.
  • Que tiene la barrera protectora dañada.
  • Enrojecida
  • Que sufre por el mal tiempo, los viajes aéreos, la calefacción, el jet-lag, etc.

*Puedes utilizarla también antes del sérum con retinaldehído de A.Florence para amortiguar sus posibles efectos secundarios en las primeras semanas de uso.

Forma de uso:

  • Úsala día y/o noche, o durante el día siempre que tu piel te lo pida.
  • Aplica una cantidad del tamaño de un guisante sobre la piel limpia y seca.
  • Masajea hasta su total absorción.

 

Clemen-tips

  • El tarro es de vidrio, con tapa a rosca. Incluye una cuchara de bambú para poder coger el producto sin contaminarlo.
  • Es una crema rica, sedosa, su textura es un gustazo.
  • ¿Sensible a los aceites esenciales? Toda la línea de A. Florence, salvo su bálsamo limpiador, prescinde de ellos. Los aceites esenciales son una maravilla, tanto por sensorialidad como por sus propiedades cosméticas, pero algunas personas tienen alergia a algunos de sus componentes. Por eso los eliminan, para reducir el riesgo a alergias al mínimo. 
  • Como consecuencia, tiene un aroma muy neutro, prácticamente inexistente. Es perfecto para ti si tienes sensibilidad a los aromas, o si te agobia la cosmética que huele intenso. Por contra, si entiendes tu rutina como un ritual en el que el aroma tiene protagonismo, esta crema no te lo va a dar.

Marca

A. Florence Skincare es una marca de cuidado de la piel capitaneada por Tina Sanders, una farmacéutica londinese especializada en botánica, y lanzada al mercado español por Clementine en febrero de 2020.

La pasión de A. Florence son las fórmulas llenas de principios activos respaldados por estudios clínicos. Su principal fijación, curar la piel que tiene una barrera cutánea debilitada. Su compromiso, sentar las bases de sus creaciones en la sostenibilidad y en los estudios farmacológicos tradicionales, con especial fijación en los de ceramidas, y la investigación sobre la importancia de ácidos grasos esenciales llevada a cabo por George y Mildred Burr. Su máxima, que una piel bonita, sana y con capacidad para mantenerse más tiempo joven, comienza con una barrera cutánea saludable.

El proceso creativo que siguen en el desarrollo de sus productos tiene mucho que ver con lo anterior, ya que existe una fuerte evidencia de que la deficiencia de ceramidas y ácidos grasos esenciales afecta a la función y apariencia de la piel, es lo que ocurre, por ejemplo, con el acné, rosácea, dermatitis, las pieles afectadas por estrés emocional a largo plazo, las dañadas por los rayos UV o las que sufren de daño ambiental. Además de para repararlas, está demostrado que el uso tópico de estos activos revierte el foto-envejecimiento inducido por los rayos UV y atenúa las respuestas inflamatorias de la piel.

Sus formulaciones multitarea combinan una gran cantidad de activos: aceites vegetales, extractos de plantas bioactivos, las ya citadas y maravillosas ceramidas, colesterol, prebióticos, vitaminas como la niacinamida (B3), el pantenol (B5), retinoides (A), vitamina C o vitamina E, ácido lipoico, salicílico, AHAs, PHA, BHAs, encimas de frutas, ácidos hialurónicos de diferentes pesos moleculares, péptidos y los antioxidantes más potentes que existen. Juntos funcionan en perfecta sinergia para penetrar en la piel profundamente y proporcionar nutrientes donde más se necesitan. En muchas de sus creaciones, también podemos encontrar su infusión antiinflamatoria patentada de escualano con 7 extractos de plantas: ginkgo biloba (su hoja es a la vez el logo de la marca), caléndula, melisa, llantén, malvavisco, diente de león y regaliz.

La calidad es otra de las prioridades de la marca: todos los aceites que usan son vírgenes, orgánicos o silvestres, prensados en frío o extraídos mediante CO2 supercrítico. Sus mezclas patentadas están hechas a mano desde cero, sin usar bases pre-mezcladas. Para garantizar la frescura y potencia de los ingredientes, elaboran de manera artesanal sus productos en pequeños lotes en su estudio londinense. Como empresa sostenible, utilizan vidrio reciclable en todos sus productos y reducen los envases al mínimo.

A. Florence; fórmulas high-techpotentísimas y sostenibles que son, en esencia, una oda al principio activo cosmético.

3 revisiones para Crema Skin rehab para piel sensibilizada-seca (2% ceramidas + 1% bisabolol) 50ml


  1. Yessica
    5 de 5

    (Compra verificada):

    Hidrata muy bien y no te deja la sensación de grasa. Me encanta esta crema.

  2. Inés
    5 de 5

    (Compra verificada):

    Me gustó mucho esta crema, tiene una consistencia densa que deja la piel hidratada durante mucho tiempo. En mi caso, que tengo la piel muy seca y con rojeces en las mejillas, al aplicarla desaparecían al instante las rojeces y me dejaba la piel muy confortable.

  3. Rebeca
    5 de 5

    (Compra verificada):

    Esta crema me encanta, me la aplico de día y noche. Para aplicármela, la emulsiono con los dedos y la aplico por rostro y cuello. Cuando me la aplico, siento como si se sellara la hidratación, supongo que será por las ceramidas. Me gusta mucho la sensación de hidratación y confort que deja en la piel. Cunde bastante, llevo dos meses con ella, mañana y noche, y todavía me queda la mitad.

Añadir un comentario


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR